Pulseras vintage

Pulseras vintage DIY: con piedras

21 noviembre, 2013
5719 Views

Pulseras vintage

Para conseguir pulseras vintage no hace falta rebuscar en el joyero de las abuelas o gastarse un pastizal en una tienda de segunda mano, ¡podemos hacerlas nosotras mismas!

Bueno, no serán antiguas, pero el truco es que lo parezcan. Y para eso no necesitas más que un brazalete dorado y unas piedras o cristales. ¿Lo vemos?

Las piedras son un elemento ideal para dar un toque vintage a cualquier cosa, y de hecho, ya vimos el otro día que al hacer pulseras con piedras, muchas quedaban en un estilo retro y princesil fantástico.

Además, este otoño invierno se lleva muchísimo la pedrería, por lo que con estas pulseras vintage conseguirás, al mismo tiempo, seguir las tendencias. ¡Gustarás a clásicos y modernos! 😛

Hacer una pulseras vintage con piedras es súper fácil, y no te llevará más de cinco minutos, tal y como nos explican en el blog Thanks, I made it. Todo lo que necesitas es un brazalete dorado (lo puedes conseguir en cualquier chino por menos de un euro) y piedras (idealmente en cadenas, para que sea más cómodo pegarlas, y no tengas que ir una a una con tanto cuidado).

De hecho, puede que prefieras aprovechar unos viejos pendientes de cristales, broches o alfileres. Y si no, en Etsy -o en cualquier tienda de manualidades de bisutería- hay multitud de modelos diferentes de cadenas de falsos diamantes que puedes cortar para utilizar en tus pulseras.

Así, simplemente has de pensar en el diseño, cortar las piedras, y pegarlas con un buen pegamento de joyería sobre el brazalete dorado. ¡Así de fácil y rápido es crear tus propias pulseras art decó! Las piedras o cristales le dan a la pulsera relieve, y un toque diferente, pero sobre todo, el encanto de la feminidad más clásica.

Se trata de pulseras ideales para incluir en tus looks de fiesta, y, por ejemplo, es una propuesta interesante para fin de año. Pero también puedes usarlo día a día si quieres contrastar con la ropa más casual.

Como periodista de tendencias he aprendido que lo que nunca pasa de moda es el estilo propio, por eso me encantan los proyectos para customizar ropa y accesorios. Además del universo DIY me gusta la decoración, leer, y cuando se puede, recorrer el mundo.

Leave A Comment